¿Cómo afecta el cambio climático a la fenología y producción de los cultivos?

img

¿Cómo está afectando el cambio climático a la agricultura mundial?

Esta es, sin duda, una pregunta recurrente que no pasará desapercibida durante los próximos años. El cambio climático representa el principal reto ambiental al que se enfrenta la humanidad en la actualidad y supone un riesgo real para la actividad agrícola.

El calentamiento global está alterando la fenología de gran parte de los cultivos del mundo, motivo por el cual se están realizando importantes estudios a lo largo de todo el planeta para desarrollar nuevas técnicas aplicadas a la agricultura que permitan adaptarnos a este nuevo escenario.

¿Cuáles son los principales efectos y consecuencias del cambio climático?

  1. Desequilibrios climáticos a nivel mundial
  2. Incremento del nivel del mar
  3. Fenómenos meteorológicos extremos e inundaciones
  4. Olas de calor
  5. Sequías y desertificación
  6. Degradación del suelo
  7. Aumento de la presencia de plagas y enfermedades

Como en toda crisis, existen grandes perjudicados y beneficiarios, y la crisis climática a la que se enfrenta la humanidad no iba a ser diferente. Un claro ejemplo es el sector vitivinícola, que durante los últimos años ha visto cómo el cultivo de la vid se ha ido trasladando paulatinamente hacia zonas de mayor altitud y tradicionalmente de menor radiación solar, más alejadas del ecuador. Este mismo motivo, sumado al desarrollo de nuevas variedades han permitido aumentar la superficie de cultivo en países como Reino Unido o Alemania.

Cambio climático y fenología de las plantas

Por el contrario, las regiones con mayor escasez de agua tienden a la desertificación, dejando poco margen para adoptar prácticas de manejo sostenible, vitales para conservar los recursos hídricos.

¿Sabías que en España o en Italia, aproximadamente el 90% de la superficie apta para el cultivo de la vid dejará de serlo en unas décadas? Incluso cumpliendo con el objetivo pactado en el Acuerdo de París de mantener el aumento de la temperatura inferior a los 2ºC, se estima que un 56% de la superficie de cultivo tradicional seguiría sin ser apta (Dato: Revista Científica PNAS).

Ante este escenario, nos encontramos con diferentes medidas de adaptación estratégicas frente el cambio climático:

  1. Desarrollo de nuevas variedades con mayor resistencia a las condiciones climáticas adversas y al incremento de T.
  2. Biotecnología aplicada a la agricultura para desarrollar nuevas soluciones que mejoren el estado fisiológico de las plantas.
  3. Zonas nuevas de cultivo desplazas al norte para mantener la producción de variedades tradicionales.
  4. Desplazar la época de siembra de ciertos cultivos estivales a otoño/inverno

Medidas frente al cambio climático

Pero ¿qué efecto tiene realmente el aumento de temperaturas a nivel global en la producción de los cultivos?

Si se tiene en cuenta el alargamiento de las estaciones cálidas, es lógico pensar en una aceleración de la brotación y como consecuencia de la floración en gran parte de los cultivos. Por lo tanto, se podría observar un incremento productivo, especialmente en zonas del norte de Europa y del continente americano.

Sin embargo, en muchos otros casos en los que ciertas especies requieran acumular un mínimo de horas frío por debajo de los 7ºC para salir del reposo invernal, puede suponer un problema para los agricultores.

Cambio climático en la dormancia de los cultivos

Otro de los factores causantes del cambio climático es el aumento incesante del CO2 atmosférico, cuyo efecto ha provocado importantes alteraciones en los ecosistemas tanto de fauna como de flora.

No obstante, según un estudio publicado por la revista Nature Climate Change, se pudo observar mediante satélites cómo el dióxido de carbono ha permitido incrementar la superficie vegetativa de la mayor parte de las regiones del planeta.

¿Sabías que las regiones del mundo son hoy hasta un 40% más verdes que hace 33 años? Durante este periodo, la masa vegetativa del globo terráqueo únicamente ha retrocedido en un 4%.

Esto es debido al efecto de fertilización carbónica, una técnica empleada frecuentemente para reducir el agotamiento de CO2 y aumentar la producción de los cultivos en invernadero. La gran diferencia es, que este efecto se produce involuntariamente a nivel global, provocado por el incremento de CO2 en la atmósfera debido a la influencia antrópica.

A pesar de este fenómeno, los inconvenientes asociados al aumento de los niveles de anhídrido carbónico siguen siendo innumerables. Esto se debe precisamente al desequilibrio que se está produciendo entre la emisión y la absorción de este gas, amplificando los efectos del cambio climático.

Desde Kimitec trabajamos en diferentes líneas de investigación para paliar los efectos del calentamiento global a través de la biotecnología aplicada a la agricultura. Nuestro equipo de científicos y técnicos trabaja de forma continua para desarrollar productos que ayuden a combatir el estrés de las plantas.

Algunas de las soluciones naturales radicalmente innovadores que se presentan como grandes aliados, son los bioestimulantes como Batallón, Rhyzo o Bombardier, de origen vegetal obtenido por fermentación bacteriana, que ayuda a mitigar situaciones de estrés del cultivo.

Te puede interesar...

Kimitec Group cierra con éxito su participación en la Feria Growtech

Hace 1 año | Agricultura

Experimento in vivo del prototipo de bioherbicida

Hace 7 meses | Investigación

Cultivos leñosos de alto valor y su salida de dormancia. Naturalmente, querido Watson

Hace 4 semanas | Investigación

¿Qué es la Agricultura 4.0?

Hace 2 años | Agricultura